Onboarding y sus beneficios para una empresa

¿Recuerdas tu primer día de trabajo? ¿O te has encontrado en la situación donde no sabes exactamente qué hacer en tus primeros días? Para ambos casos, y más, está el onboarding.

Apreton de manos nuevo empleado

El onboarding, también conocido como proceso de inducción, es una herramienta vital para que los empleados se sientan bienvenidos en la institución, conozcan sus tareas y sus colegas. Sin mencionar que facilita el alcance del éxito empresarial.


¿Qué es el onboarding en una empresa?

El onboarding se traduce del inglés como “inducción”, la inducción de un nuevo empleado a una empresa. No obstante, es mucho más que eso.


Onboarding equipo de trabajo

Actualmente, lo que se conoce como onboarding es un concepto utilizado en recursos humanos y empresariales, para referirse al proceso de orientar a nuevos empleados; enfocado en ayudar la retención en general.



El proceso de onboarding es un plan diseñado por la empresa, para que los nuevos empleados se integren a su nuevo puesto de la forma más eficiente. Este plan debe tener como objetivo el conocimiento de la organización de la empresa por parte del empleado; y la duración de este proceso depende del cargo que ocupe.

El onboarding busca acelerar la incorporación de nuevos talentos a la institución. Se centra en ubicarlos y orientarlos a fin de que se adapten a la cultura empresarial.

Este proceso no es solo decirle al nuevo empleado sus funciones o darle un manual de procesos, también se trata de involucrarlo/a socialmente en la empresa. Conocer a sus compañeros, saber sus roles y con quienes va a tratar diariamente, además de las instalaciones físicas (en caso de haya alguna); todo es parte de un buen onboarding process.


Tipos de onboarding

Aunque el onboarding se trate de la integración en todo sentido de los nuevos talentos, existen diferentes maneras de hacerlo; y estas maneras se clasifican según su proceso de digitalización, del siguiente modo:


Onboarding On-Site

Este es el método convencional y es el que utilizan la mayoría de las empresas que desempeñan sus funciones de forma presencial. Se basa en que el empleado aprenda todo sobre la empresa y quienes la conforman físicamente.


Un ejemplo de este tipo de onboarding es que el empleado conozca la ubicación de sus espacios de trabajo y descanso, sus compañeros y sus ubicaciones dentro de la planta física de la empresa, además de otros tópicos competentes.


Este método también aplica para la seguridad, pues el nuevo integrante presenta identificaciones físicas para acceder y usar los espacios de la empresa.


Onboarding Semi-On-Site

En estos casos, la empresa ofrece recursos digitales que le ayudan a insertarse en la institución, pero, aun así, debe asistir de manera presencial para conocer más o complementar su inducción. Este método es empleado por las empresas que ofrecen la opción de home office a sus empleados.


Onboarding Digital

Este es el que se conoce como onboarding digital (o remoto). Aquí, todo el proceso está digitalizado y el empleado puede tener su inducción de forma online, sin acudir a una sede física.


Anteriormente, este tipo de onboarding se realizaba con empleados a distancia que solo prestaban servicios puntuales o freelancers; no obstante, desde el confinamiento debido al Covid-19, se ha popularizado con todo tipo de empleados nuevos.


Expectativas

Entre todo esto, ¿qué podemos esperar del onboarding? Además de la retención de personal, también cumple con los siguientes objetivos:

  • Lograr que el nuevo personal se sienta bienvenido. ¿Quieres que tus empleados sientan que la empresa puede ser su segunda casa? Asegúrate de hacer un buen onboarding process.

  • Brindar entendimiento eficiente de las actividades y procesos del empleado y la empresa.

  • Ayudar a comprender los valores dentro de la organización.

  • Fomentar la socialización entre empleados y el fortalecimiento de sus roles en el equipo.

reunion de nuevo proyecto
Para ver resultados en tus colaboradores, empieza a utilizar nuevas técnicas

En este sentido, con el onboarding también se evitan ciertas situaciones, como las siguientes:

  • Malos entendidos entre colegas, compañeros y superiores.

  • Rotación de personal.

  • Retraso en la entrega de proyectos por mal entendimiento de los mismos.

Impactos del onboarding en la empresa - Beneficios

Ahora que repasamos qué es el onboarding y lo que puede lograr, vamos qué beneficios trae a la empresa una vez que se implementa un plan adecuado de inducción. Entre estos, podemos destacar:


Los empleados desempeñan su puesto mucho mejor

El proceso de adaptación y el que los empleados entiendan muy bien sus funciones son factores fundamentales para que desempeñen de forma adecuada su rol en la empresa. También es importante presentarle y que sepan identificar a las personas que pueden ayudarlos en sus actividades. Todo esto se logra con el onboarding.


En ese sentido, es indispensable brindarle al empleado las herramientas necesarias para desempeñar su trabajo de manera eficiente y segura. Con todo esto cubierto, está casi garantizado que la retención de talento será más exitosa.


Aumenta la productividad y motivación

Parte de la motivación de un buen empleado está en sí mismo, pero decir que la empresa y el ambiente laboral no tiene nada que ver, es mentir. Empieza a brindar un ambiente próspero, sano y participativo con un proceso de onboarding.


Una correcta inducción logra incentivar al empleado, no solo se siente valorado por la empresa, sino por sus compañeros. Además, las interacciones sociales se hacen más sencillas y el equipo de trabajo entra en confianza rápidamente. Recuerda: no hay nada peor que sentirse excluido en el ambiente laboral.


Si te encuentras en el área de recursos humanos o quieres ser un mejor líder y aprender todo sobre el onboarding, puedes consultar este artículo de Human Resources MBA.

Disminución de rotación de personal

Además del éxito empresarial y ganancias, eliminar la rotación frecuente de personal debería ser un objetivo importante en una empresa. Disminuir este factor no solamente reduce gastos de contratación, sino que le da buena imagen a la empresa, para nuevos y capaces talentos.


Y, hablando de tener una buena imagen, nada mejor que un buen proceso de inducción para darle un valor agregado a una empresa.

81 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo